¿Por que contratar un arquitecto?

En la industria de construcción existen distintos profesionales o especialistas como ingenieros, diseñadores de interiores, constructores y arquitectos. De todo ellos son los arquitectos quienes están más entrenados en la totalidad de los temas de construcción. Tienen conocimientos de la industria y de su organización, métodos de trabajo y estándares. El arquitecto sabrá asesorarlo y guiarlo a través de las reglas, regulaciones, y obligaciones contractuales conectadas con el proyecto y la construcción. Más importante aún, es que lograrán espacios acordes a sus necesidades y gustos.

 

Para el cliente, el valor real no solo es saber mantenerse dentro del presupuesto y ver que el proyecto es llevado eficientemente hasta su terminación, sino está en la eficacia con que va a funcionar la obra terminada cuando se use, con cuánto costara hacerla funcionar, su expectativa de vida, y su valor de reventa. Un arquitecto hace una contribución importante al proyecto en términos de la efectividad de su costo, y su valor total final.

 

El proceso para construir una obra tiene varias etapas, desde el primer estudio de las posibilidades y necesidades, hasta la ejecución da la obra y su entrega al cliente. Uno puede contratar los servicios de un arquitecto para todo el proceso completo o por etapas; para una en particular, o solo para algunas. Estas etapas son: croquis preliminares, anteproyecto, proyecto, proyecto ejecutivo y dirección de obra.

 

No es sólo para los museos, empresas, o ricos. Ya sea para una remodelación de la cocina, la creación de su casa de sus sueños, sentado en el comité de construcción para la ampliación de la escuela de su hijo o un centro cívico, o la planificación de un edificio comercial o de otro tipo, en colaboración con un arquitecto usted puede ahorrar tiempo y dinero haciendo sus nuevos espacios más funcionales, cómodo, eficiente y ambientalmente responsables. Los arquitectos pueden desempeñar un papel fundamental en la reducción del impacto medioambiental global y energía necesaria para crear y operar edificios, el mayor consumidor individual de los combustibles fósiles. El resultado es un proyecto que es hermoso, distintivo, eficiente y saludable para nosotros y el planeta.

 

La tarea fundamental del arquitecto consiste en interpretar las ideas del cliente y plasmar sus necesidades en un edificio que sirva a los fines de aquél en todo sentido y represente el valor del dinero invertido, dentro de límites acordados en cuanto a tiempo y costo. Esta tarea constituye un proceso mucho más complejo de lo que imagina la mayoría de la gente. Los edificios deben estar bien planeados, sin desperdicios de superficies, de modo de proveer espacios adecuados para todas las actividades que allí se han de realizar. Deben estar convenientemente emplazados en el terreno, tener buenos accesos y estar organizados de tal modo que se facilite la circulación de las personas, los vehículos o mercaderías y construirse teniendo en cuenta las reglamentaciones vigentes.

 

Además, los edificios deben satisfacer las necesidades físicas de los ocupantes durante todas las estaciones del año. Su diseño debe facilitar la climatización adecuada de sus interiores y brindarles protección de las actividades que producen molestias.

 

 

CONTACTO

427 274 8006

DIRECCIÓN

Valentín Gómez Farías 7, Centro, 76800 San Juan del Río, Qro.

Ver en Google Maps

Aviso de privacidad

CASJR ®2019